domingo, septiembre 27

Lluvias afectan vías de conexión entre regiones

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Las carreteras Cuenca-Molleturo-El Empalme, Gualaceo-Limón y El Torneado-Guaranda-Balsapamba estuvieron entre las seis rutas bloqueadas por aludes este martes.

La caída de tierra y rocas obstaculizó este martes 8 de enero por varias horas la circulación vehicular en el kilómetro 91 de la vía Cuenca-Molleturo-El Empalme. Se trató del segundo evento ocurrido en 24 horas en ese punto de la carretera que une a la zona austral de la Sierra con la Costa.

El lunes, un desprendimiento de material interrumpió el paso totalmente entre las 02:00 y las 08:30, cuando se habilitó un carril. A las 16:30, el paso se normalizó, pero con la advertencia de las autoridades de tener precaución por el riesgo de que los deslizamientos se repitieran.

Aquello ocurrió este martes 8 de enero en la ruta debido a que las precipitaciones se mantuvieron en la provincia del Azuay. Hasta la tarde del martes, continuaban las labores de limpieza del nuevo alud. Del mismo modo, según el reporte del ECU-911, también este martes 8 de enero se cerró el paso por la vía Gualaceo-Limón, que une Azuay con la Amazonía, por un deslizamiento sucedido en el sector de Ingamullo.

Las primeras lluvias de la temporada también dificultaron otras conexiones entre regiones del país. La carretera El Torneado-Guaranda-Balsapamba, que une a la región Interandina con el Litoral, también fue obstaculizada en Bolívar por un alud. En tanto que las precipitaciones afectaron, también, vías intrarregionales.

Así, en la Riobamba-Chunchi-Cuenca, que une a Chimborazo con Azuay (Sierra), también se suspendió el paso. Igualmente, la caída de árboles en el kilómetro 27 de la carretera amazónica Baeza-Tena bloqueó parcialmente el tránsito en la mañana. La Costa sufrió, también, directamente el embate de las lluvias.

En el cantón Caluma de la provincia de Los Ríos, se registró este martes 8 de enero un deslizamiento en la vía a Pasagua. En tanto que en Esmeraldas, las precipitaciones produjeron el desbordamiento del río Clementina, en el cantón La Unión.

De acuerdo con el ECU-911, el hecho provocó el ingreso de agua a los patios de algunas viviendas. No se reportaron víctimas. En ese mismo sector, el alcalde de la capital provincial, Lenin Lara, decretó en emergencia la ciudad la noche del último lunes en previsión de que las lluvias aumenten los efectos negativos.

El lunes, las precipitaciones causaron el hundimiento de un tramo de la carretera Esmeraldas-Quinindé, a la altura del kilómetro 34. Además, un deslizamiento afectó a una camioneta doble cabina que circulaba por la vía Esmeraldas-Río Verde, sin que hubiera víctimas.

Así mismo, unas 200 viviendas resultaron anegadas por los desbordamientos de esteros en las zonas Achilubito, Banderas, balneario Camarones y Tacusa (cantón Esmeraldas). Además, algunas vías de Portoviejo (Manabí) resultaron anegadas. (I)

Fuente: El Telégrafo  

Compartir.

About Author

© 2018-2019 El Vocero. Todos los derechos reservados. Diseñado por Creaciones Digitales.