viernes, octubre 30

Policía entra a las aulas de Universidad de Guayaquil a buscar bombas

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Dos uniformados del Grupo de Intervención y Rescate (GIR) de la Policía Nacional con sus respectivos canes y dos técnicos antiexplosivos evacuaron ayer a unos 60 estudiantes de tres laboratorios de computación en el edificio de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Guayaquil.

Este equipo llegó a las 10:00 de ayer y recorrió durante la mañana aulas, bodegas y también los parqueaderos del área norte de la Universidad (Medicina) para revisar con un espejo convexo antiexplosivos si debajo de los vehículos o entre ellos habría algún artefacto sospechoso, como los que detonaron en dos ocasiones anteriores en este campus universitario.

La primera explosión ocurrió el pasado 7 de mayo y resultó afectado el vehículo de un funcionario, mientras que la última fue el 29 del mismo mes y causó daños a tres vehículos en el parqueadero de la Facultad de Medicina.

“Hemos intensificado el operativo. Estamos buscando puntos vulnerables en donde podrían dejar artefactos, por eso llevamos los canes para que den la alerta, hemos ingresado a bodegas por si haya alguna novedad”, explicó el sargento Segundo Guamán, del equipo Antiexplosivos del GIR.

Mientras se realizaban estos controles, los estudiantes se mostraron atentos. “Da temor caminar por aquí porque no sabemos si podría explotar algo nuevamente, pero con la visita policial ya nos sentimos más confiados”, expresó Jorge Torres en el parqueadero de la Facultad de Ciencias Médicas.

Guamán añadió que están coordinando con la Universidad un taller antiexplosivos para su equipo de seguridad. “Ellos deben saber cómo reaccionar de forma preventiva si existe un nuevo evento”, alertó el oficial y detalló que no se han encontrado evidencias luego de la última explosión.

Desde esa fecha el Consejo Superior Universitario dispuso la emergencia en los ámbitos de seguridad interna, seguridad jurídica y financiera. También pidió a las Fuerzas Armadas que hagan controles.

Sin embargo, en un recorrido que ayer hizo este Diario en esa zona no se observó personal militar en el campus.

El pasado jueves y viernes, un equipo policial de diversas unidades realizó control en los ingresos a la ciudadela universitaria; ayer no se observaron esos controles en el ingreso, pero sí en otras áreas.

Este Diario solicitó ayer una versión sobre las disposiciones y resultados en torno a la seguridad y otras medidas en la Universidad, pero hasta el cierre de esta edición (18:30) no se logró concretar esta entrevista.

Personal de la Universidad indicó que tienen la disposición de continuar con las clases sin interrupciones.

“Me parece bien que hagan operativos, yo no tengo problema en abrir mi maleta, pero también queremos soluciones de fondo para que se mejore el ambiente en la U.”, dijo Mishelle Lara, de Medicina.

Uniformados

En el campus universitario también estaban uniformados de la Policía Comunitaria y del Grupo de Operaciones Motorizadas (GOM).

Vigilantes de carros

En los ingresos y parqueaderos hay más presencia de vigilantes de vehículos, sobre todo en la Facultad de Medicina. Allí también estudiantes están alertas por si observan algo sospechoso. (I)

Fuente: El Universo

Compartir.

About Author

© 2018-2019 El Vocero. Todos los derechos reservados. Diseñado por Creaciones Digitales.